Lo que debes saber sobre el contrato de compraventa


Comprar una propiedad es una decisión importante y con impacto a largo plazo. Por eso, antes de inclinarte por una u otra alternativa, es esencial que te informes y conozcas en detalle las etapas del proceso. Asimismo, debes manejar algunas nociones de derecho, tales como la importancia del contrato de compraventa y su posterior conversión a escritura pública.

 

¿Qué es el contrato de compraventa?

 

Un contrato de compraventa es un acuerdo mediante el cual una de las partes se obliga legalmente a dar una cosa y la otra, a pagar por ella en dinero.

 

Es usual que este acuerdo conste por escrito tratándose de bienes de gran envergadura. Cada vez que adquieres un producto – como una billetera – estás efectuando una compraventa; sin embargo, en estos casos no se requiere de mayores solemnidades para considerarte propietario. Distinto es tratándose de un inmueble.

 

Características del contrato de compraventa

 

Es consensual

 

Se acuerda libre y voluntariamente entre las partes.

 

Es bilateral

 

Genera obligaciones para ambos (en este caso, la de dar la cosa y de pagar por ella)

 

Es oneroso

 

Genera utilidades para el vendedor y el comprador

 

La importancia de este instrumento legal radica en que el dominio de una propiedad no se adquiere de palabra o por la mera entrega, sino a través de la suscripción del contrato de compraventa (por escritura pública) y la posterior inscripción de éste en el Conservador de Bienes Raíces. Sólo con estas condiciones, el comprador se convertirá en el legítimo dueño del inmueble.

 

Pasos esenciales al comprar una vivienda

 

Para que la compra de tu nueva casa o departamento esté exenta de problemas, es necesario revisar cuidadosamente cada uno de los siguientes puntos:

 

1. Verificar la propiedad del inmueble

 

Revisa si éste se encuentra inscrito a nombre del vendedor en el Registro de Propiedad. Fíjate también que no contenga gravámenes o litigios, que el pago de las contribuciones se encuentre al día e idealmente, contrata un abogado para que desarrolle un estudio de título, el cual te dará la seguridad de que todo se encuentra en regla.

 

2. Suscribir el contrato de compraventa no basta

 

Es importante que tengas presente que este instrumento por sí solo no te dará la titularidad del dominio. Para considerarte propietario, es preciso reducir el contrato a escritura pública ante notario y luego inscribirlo en el Conservador de Bienes Raíces. Sin este último paso, no se te considerará legalmente dueño, aunque estés ocupando la vivienda y la hayas pagado.

 

3. Post venta y prestigio de la empresa

 

Puedes ver que este instrumento legal es esencial para que la adquisición de tu nuevo hogar esté en regla. Al ser ésta una inversión tan importante, es preciso que estés atento a cualquier detalle y te asegures de que cada paso se desarrolle conforme a derecho. Asimismo, debes tener en cuenta algunas recomendaciones adicionales, tales como comprar a una inmobiliaria con prestigio y trayectoria, informarte oportunamente sobre los servicios de post venta y guardar un registro de la promoción vinculada a tu vivienda, para asegurarte de que la recepción final se corresponda con lo ofertado.

 

Si sigues estas recomendaciones, sin duda la experiencia de compra será 100% satisfactoria y podrás disfrutar sin mayores inconvenientes de este nuevo gran paso en tu vida.

 


Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *